sábado, 19 de enero de 2013

Apocalipsis zombie II - Tu defensa

Imagina que de repente estás en medio del apocalipsis zombie, estabas en tu casa tranquilamente viendo la tele o echándote una siesta cuando algo ha empezado a arañar tu ventana y gimotear, cuando te has girado has visto a Antonio, tu vecino, con media cara colgando y supurando, de color verde, con sangre seca por todas partes, lo que le queda de boca entreabierta, la mirada desencajada, arañando y golpeando tu ventana torpemente, mientras toda su familia se acerca lentamente desde detrás. Vaya tela amigo, ahora sí que estás jodido.

Lo primero que hay que hacer en un ataque zombi no es escapar de la ciudad, la explicación en sencilla. Cuando los muertos se levanten y empiecen a morder todo lo que se mueva la gente saldrá despavorida, toda la ciudad intentará escapar a la vez y las carreteras se convertirán en un buffet libre de coches parados por atascos, sin contar la posible violencia que puede haber en la situación de tensión que supone estar en un atasco siendo perseguido por tus conciudadanos muertos resucitados que intentan comerte, de manera que qué mejor sitio para defenderse que tu propia casa.

Olvida las alarmas y sistemas de seguridad convencionales, si tu alarma envía una señal a la policía lamento decirte que la policía está muy ocupada, y si es de las que suenan como locas, enhorabuena, estás atrayendo hacia tu casa a todos los zombies del área. La mejor manera de asegurar una casa es muy sencilla y casi lógica, bloquear puertas y ventanas, tablas de madera, muebles, barras de seguridad han demostrado ser capaces de retener bastante bien a un buen número de zombies durante un tiempo. Igualmente, si quisieras aguantar en tu casa mucho tiempo o convertirla en un fuerte necesitarías una buena alambrada como mínimo, esto aguantaría a zombies en un brote de tipo 1 (trataré los tipos de brote en otra entrada), y la puerta de tu casa debería ser de acero, o reforzada, y a ser posible corrediza, que no se abriera ni hacia dentro ni hacia afuera.
Lo tienes fácil si vives en la planta elevada de un edificio de apartamentos, la forma más sencilla de aislarte del resto del edificio es destruir las escaleras, será necesario tener una buena reserva de víveres para esto y un plan B por si las cosas se pusieran feas, hablaremos de todos estos preparativos para poder aguantar una buena temporada en la próxima entrada de Apocalipsis Zombie.